Asociacion Nacional Instrutores Taekwon-do

Vaya al Contenido

Menu Principal

MEDICO

TEORIA

                                                                                 Médico y prevención                                  




SOBRE LA GRIPE PORCINA

La gripe porcina está provocada por un virus respiratorio similar al que causa la gripe común invernal ó influenza. Se contagia por contacto con personas infectadas que vienen de países del norte como México, EE. UU. y Canadá. Estas personas pueden difundirla entre nosotros, hecho que no ha ocurrido todavía masivamente.

Se manifiesta por dolor muscular, elevada fiebre, decaimiento, tos y otros síntomas que obliga a guardar cama.

Hay que diferenciarlo del refrío común. El resfrío no provoca más que unas líneas de fiebre, poco malestar, tos y mucosidad. Hay otros cuadros similares, y es el médico el que debe evaluarlos.

No hay vacuna aún, pero se recomienda vacunarse para la gripe común, sobre todo a los mayores y personas con afecciones respiratorias.

Lo más importante es la prevención:

·        Lavarse frecuentemente las manos sobre todo al volver al hogar.

·        Al toser ó estornudar cubrirse con pañuelo siempre (volver al hábito de llevar pañuelo).

·        Ventilar las habitaciones y lugares de concentración de personas (dormitorios, aulas, oficinas, talleres, etc.)


·        Pasar paño con lavandina diluida por pisos, mesas, utensilios.

·        No llevarse las manos a la boca, ojos y nariz cuando uno se encuentra con otras personas.

·        Recuerde que la prevención es lo que todos podemos y debemos hacer, está a nuestro alcance.



Siempre consulte con el médico y no se automedique!



                                                                     Dr. Hernán Ortiz Maldonado

Departamento Medicina y Prevención de ANIT.



Sobre la práctica de Taekwon-Do y accidentes.

    La práctica del Taekwon-Do está recomendada a personas de cualquier edad y condición física, ya que se fundamenta en un ejercicio progresivo y racional donde todas las articulaciones, músculos y órganos son gradualmente activados respetando la fisiología natural.

    Con respecto a la preparación músculo esquelética, cardiovascular y respiratoria, la estructura de las clases diferencia tres momentos bien definidos: Estiramiento, entrada en calor y elongación de todos los grupos musculares. De esta forma se protegen los elementos osteotendinosos y articulares, permitiendo la actividad en forma progresiva, lo que evita todo tipo de lesiones. También se oxigena el corazón y se ponen los pulmones en óptimas condiciones para el intercambio gaseoso requerido por el aumento de actividad.

    El método de enseñanza se halla normatizado de forma que los instructores en su totalidad comparten y conocen no sólo las técnicas sino los principios preventivos, para lo cual se dictan clases y seminarios permanentemente.

    La experiencia demuestra que son menos frecuentes las lesiones por la práctica de taekwon-Do, que en cualquier otro deporte, incluido el fútbol (jugado como pasatiempo ó en forma profesional).

    La filosofía (Do) de ésta actividad por otra parte, se basa en el autocontrol y en una contención  y regulación de la violencia y la agresividad, lo que excluye la intención de dañar por parte de los alumnos. El contacto es leve, y los alumnos combaten sin lesionar a sus compañeros ni provocar daño en su propio cuerpo. Queda por ende claro que la práctica no es de riesgo en  modo alguno y en la actualidad cuenta con miles de adherentes desde los cinco años, hasta adultos y adultos mayores.

    Estas afirmaciones pueden finalmente corroborarse en las diferentes fuentes bibliográficas disponibles así como en la información existente en Internet. (ver Enciclopedia de Taekwon-Do, Choi, H. 1976, ITF)



                                                                            Dr. Hernán Ortiz Maldonado

                                   

PREVENCIÓN DE VIOLENCIA Y ADICCIONES Y LA PRÁCTICA DE TAEKWON-DO

      Las estrategias del desarrollo de un Sistema de Salud, dan prioridad a las acciones preventivas, puesto que desde el punto de vista humano, social, sanitario y político administrativo, ordenan y optimizan la actividad global en el campo de la salud y de la promoción social.

      Tal es así, que desde las Naciones Unidas, a través de sus agencias y estructuras especiales, se recomiendan las conductas preventivas, no solamente como las iniciales de todo esfuerzo sanitario,  sino EDUCATIVO  y su importancia, en el resultado final de las actuaciones.

     En éste sentido, las intervenciones sobre Instituciones de recreación, deportes, y otras actividades culturales , deben tener en cuenta que esta prevención se desarrolla con acciones concretas de disciplinas aglutinantes, organizadas y mensurables con respecto al desarrollo de los estudiantes.

      La actividad del arte marcial es un facilitador  que compone las carencias, que aglutina ante la diáspora de respuestas. Una sistemática actividad progresiva.

     Así la actividad, basada en la práctica y enseñanza de taekwon-do, hará que profesionales en un trabajo multidisciplinario, puedan desarrollar una estrategia preventiva y asistencial. El resultado permitirá inferir que dicha actividad beneficia seguramente a los jóvenes ávidos de  referencias, de guías y de ejemplos.

      La actividad planteada por las artes marciales, encierra siempre un misterio, una incógnita, un desafío que debe enfrentar el practicante cada clase. Su instructor mismo será ejemplo y alguien que aunque posea una contextura normal, encierra en su proceder cierto poder, modesto, austero y solidario. Esta es la imagen a transmitir: exige y protege; pide mas esfuerzo y comprende, corrige y estimula. Pero los conocimientos del maestro no son de su invención. Le son dados por otros, y a éstos por  otros maestros y a ellos por la tradición y hasta por la leyenda misma. Otra vez el misterio, la sombra que da resultados éticos y seguros. Interpretar esto requiere estudio, esfuerzo y sentimiento en la práctica el “arte”.

      Aquí se encuentra la explicación del beneficio que los estudios clínicos informan, acerca de la mejoría de los niños y jóvenes que comienzan con la práctica. Por otra parte los pacientes que sufren conductas adictivas, sean adolescentes, jóvenes ó adultos mayores, han perdido incentivos, metas, grupos de referencia, motivación y un sistema de recompensas. Su autoestima está baja, su estado de ánimo es inestable. Muy reactivo a la estimulación y circunstancias externas. Los adultos en la sociedad actual, que son los formadores de grupos de educación y conducción, parecen haber quedado sin mecanismos aseguradores de conductas afectivas, reparadoras y socializantes, Recurren a autoengaño, agresividad, intolerancia y también a mecanismos de defensa en forma descontrolada, y ante el fracaso de éstos, aumento de ansiedad, angustia y sus equivalentes: miedo al abandono y la muerte.

     Resumiendo, se puede afirmar que la práctica de Taekwon-Do propone a las carencias que se presentan en el esquema siguiente, las condiciones positivas insertadas en dicha práctica que se observan a la derecha:

A la soledad...............................................Pertenencia

A la inseguridad.......................Logros, vencer dificultades

A la falta de identidad..............Identificación positiva

A la falta de aprendizaje...........Estimulación gratificante

Al autoengaño y la mentira.......Valentía, resistencia

A la sensación de parálisis del crecimiento....Visualización de logros.

A la agresión y violencia...........Autocontrol y seguridad


Al sentimiento de abandono (miedo transferido)....Pertenencia y reciprocidad; inclusión en grupo positivo.


    No es  necesario aclarar que en cuanto a prevención los mecanismos expuestos son decisivos, y que se trata del tipo de prevención que se prefiere de acuerdo a todos los expertos en temas relacionados. Prevención inespecífica que tienda a la promoción de actividades saludables (promoción de la salud) mas que a prevenir conductas específicas (prevención primaria).

      Por esto la práctica de taekwon-Do constituye una magnífica herramienta preventiva para conductas adictivas y violencia en niños, jóvenes y adultos.
Clic ver mas
Dr. Hernán Ortiz Maldonado

IV Dan Internacional ITF

Médico Especialista en Tratamiento y Prevención de

Conductas Adictivas y Trastornos de Ansiedad

Asesor y Director
Médico de ANIT

Regreso al contenido | Regreso al menu principal